Trastoque de valores

ensenar1

Ilustración tomada de Internet/miviterbo.com

Da grima ver, cómo hoy tiene más aplicabilidad la estrofa del tango CAMBALACHE escrito por Enrique Santos Discépolo, el músico poeta argentino de la desesperanza, quien, a través de sus versos de protesta social, manifestó en 1935 que: "Hoy resulta que es lo mismo ser derecho que traidor, ignorante, sabio, chorro (ladrón), generoso, estafador" – Cambalache - Tango –  

Es triste ver, cómo los niños y los jóvenes, se dan cuenta que para sus mayores son más importantes las personas que tienen y no las que son: honestos, honorables, dignos, ejemplares, integérrimos, más aún no conocen el significado de estas palabras. 


Recién tuve la desafortunada oportunidad de compartir una ingrata tertulia a la que me vi abocado por razón de mi oficio. Uno de los integrantes manifiesta con cierta risa socarrona: hombre, fueron dos mil millones de pesos, me declaro culpable, devuelvo quinientos millones, pago seis años de cárcel y salgo con treinta y cinco con tiempo sobrado para gastar el ahorrito. 

Bueno, esto muy malo, pero lo peor, el personaje de marras estaba sentado con dos de sus hijos, niños preciosos de aproximadamente siete y nueve años, quienes miraban y escuchaban a su padre, contando como si fuera un chiste, por qué había estado pagando prisión. Y…lo grave, los contertulios entre risas expresando admiración por esta proeza, “hermano usted es todo un verraco”, alcanzaron a expresar.  Qué tal la enseñanza para los niños. Qué tal la perlita.  


Print